miércoles, septiembre 23, 2009

Las bicis de Tesa

Le doy la bienvenida al otoño con más bicicletas. Ahora le tocó el turno de ser robada a Tesa. Aunque aclaro que mis robos son sobre previo aviso. A Tesa le gusta caminar con su cámara en la mano e ir capturando la vida. Yo disfruto de su mundo.

Me pone de tan buen humor seguir descubriendo diversas miradas de fotografías de bicicletas, poder seguir coleccionándolas y saber, que ninguna es igual. Por eso, todas me gustan.

Gracias Tesa.











10 comentarios:

moderato_Dos_josef dijo...

Preciosas imágenes. conviene tener cuidado con la bicicleta.
Un abrazo!

Antiqva dijo...

Vaya, amiga, sabes que mi hija tiene una bicicleta...

(Estos dias pasados, ANTIQVA fue al fin al cine, y no pude sino acordarme de ti, siempre tan cinefila... Vimos eso del MILENIUM - Los hombres que odiaban a las mujeres (O algo asi...)

Je,je,je

No estuvo mal...

Bethania dijo...

Muy chidas las bicis!, me encantaron..

Anónimo dijo...

Que lindas bicis, y por curiosidad total entre en el mundo de Tesa: su maravilloso blog, me encanto. Gracias Clarice por abrir estas ventanitas hacia la belleza . Besitos.
Ivania

(* dijo...

Hala, ¡son preciosas! A mí ir en bicicleta me encanta y a veces pienso que vuelo sobre ella, cuando me da el viento de cara y yo tengo que pedalear con más fuerza.
Querida Graciela, tú no sólo disfrutas del mundo de Tesa, tú disfrutas de todos los mundos que se te ponen por delante y que con tanto mimo sabes reflejar después, aquí, en este otro mundo tan tuyo.

Un dulce beso.

Francisco Ortiz dijo...

La segunda y la cuarta son admirables.

Adolfo Calatayu dijo...

Que bonitas !!! igual las bicicletas no se van por mucho tiempo en tu casa.
Un beso muy grande,amiga querida...

Mateo Bellido Rojas dijo...

Hola, amiga.
Sabido es tu pasión por las bicicletas. Recuerdo unas fotas magníficas en un post de hace tiempo.
La verdad que es muy estética la bicicleta, pero esas fotos la elevan a una categoría superior, la del arte.
Un abrazo

Tesa dijo...

Qué sorpresa! Acabo de regresar de Praga. Y ahora, al descargar las fotos me di cuenta que también había una bici, y eso que es una ciudad donde no abundan.

Ja, ja, ni me había dado cuenta que fotografiaba tantas bicis. Lo consultaré con el psicoanalista.

Muchas, gracias por el detalle, es un honor estar en esta casa.
¡Mis bicis son tus bicis! Que las disfrutes.

Un abrazo, Graciela

AnaR dijo...

Desde todas las perspectivas y ángulos tiene ese no se qué romántico y plácido...las bicicletas.

Besos