martes, agosto 16, 2005

Eco

Los ojos de Francesca escucharon el eco
de su amado susurrándole:
"La bienvenida fue para siempre".
Y ella, con un beso selló su pensamiento:
"Para que nada nos una...
para que nada nos separe".

1 comentario:

pato dijo...

Sin promesas , sin compromisos ....