lunes, junio 26, 2006

La vida en un balón


El escritor británico Tim Parks declara que “Lo peligroso de escribir sobre fútbol es que lo que uno escribe no es interesante, lo interesante es lo que ocurre en el campo”. Entonces, ¿yo porque sigo con el tema futbolero si se supone que no es mi pasión? ¿Es acaso que ya me contagiaron? No puedo negar el pasado, la memoria se divierte en no saber como olvidar. Ahora entiendo porque tengo la manía de coleccionar autógrafos de los personajes que admiro, sí empecé con esta debilidad en mi niñez, en el estadio, cuando veía el desfile de famosos. Recuerdo cuando conocí al comentarista número uno de México, Ángel Fernández, que iniciaba sus narraciones con su frases celebres: “A todos los que quieren y aman el fútbol” y “El fútbol, el juego del hombre”.

Los ojos puestos en un balón. La vida es un balón que se convierte en euforia, pasión, recuerdo, algarabía, fe, éxtasis, magia, fanatismo, taquicardia, todo por esperar el ansiado gol. Ya lo dice Juan Villoro: “El fútbol es el más extraño catalizador de las emociones”. La vida es un balón convertido en un gol de oro molido.

Narradores que nos manipulan emocionalmente, escuchamos que la selección jugó con el corazón y con la cabeza y terminamos exclamando: “Jugamos como nunca, perdimos como siempre”. Y al comentar el partido llegan los “si tan sólo". Solo los que ganan no tienen pretexto.

Al contemplar como la selección mexicana ha perdido, me consuela refugiarme en la literatura. Amo al escritor Javier Marías, con el perdón de Juan Villoro, y en su libro Salvajes y sentimentales de la editorial Aguilar, un libro donde recopila sus textos sobre el fútbol, Marías elabora una alineación con escritores del siglo XX, me ha simpatizado al leerla:

Portería.
Dos que jugaron en su vida en esa posición: Vladímir Nabokov y Albert Camus. Defensas. Lateral derecho Henry James por ser de largo recorrido. En el centro Dashiel Hammet que parecía un tipo duro. Y defensa izquierdo Malcolm Lowry que al ser bebedor sería uno de esos defensas duros que no dejan pasar a nadie. Lateral izquierdo. Valle-Inclán, un autor muy vivo con malas pulgas a ratos. Centro del campo. Tres de largo recorrido: Como trabajador Thomas Mann; como 10 y cerebro del equipo y mente clara y organizadora del juego Marcel Proust; y W. Faulkner que tiene mucho aliento. Delantera. Jugaríamos con extremos: extremo derecho como siete Joseph Conrad, capaz en pocos metros de crear gran desconcierto y admiración; delantero centro Thomas Bernhard porque era muy agresivo; y con el 11, extremo izquierdo, uno de esos jugadores finos y creativos como Lampedusa. Banquillo. En la portería Camus o Nabokov que se alternarían la titularidad con igual solvencia. Para momentos de crisis no estaría mal Conan Doyle que tendría gran capacidad de juego para el medio campo. Defensa, Raymond Chandler. Y delantera un poeta: W. Yeats.

Ahora lo que me resta, es olvidarme del fútbol y esperar a saber el próximo domingo, quién meterá el gol para obtener la presidencia de mi país.

23 comentarios:

Isabel Romana dijo...

Bueno, clarice, el partido con la alineación propuesta por Javier Marías no me la perdería por nada del mundo. Muy interesante, como acostumbras. Besitos.

Shlomit Baytelman dijo...

Otro hermoso artículo , un acierto tu frase : "la vida es un balón convertido en un gol de oro molido". Y el texto de Javier Marias, motivador.

Gracias por tus palabras mi querida Clarice.

Shlomit.

Silvia dijo...

Clarice, un gusto siempre visitar tu blog. Un post muy acertado. Compartimos admiración por Javier Marías.
Un abrazo :)

phillip dijo...

Cuando le preguntaron a Norman Mailer que opinaba de la guerra de Irak contesto laconico detras de su ginebra: Es lo que hacen los americanos para recordar que es la virilidad, el fublos es algo asi amigo , el americano o el latino, nos encontramos ahi para recordar como meterla, de tanto avance de machos-ellas.....

Una birra fresca y a festejar....
gana Argentina...te cabe duda ?

Elisa de Cremona dijo...

qué buen post Clarice,
Y dónde pondríamos a Borges?? de comentarista, porque jamás se le olvidaría un nombre o un detalle? o simplemente de técnico, porque podría elaborar las más complicadas, pero exitosas, jugadas??

NADIE dijo...

"Pan y Circo" y a aplaudir cuando lo digan.
Hoy juega una selección de ricos en calzoncillos contra otra. No tendrán la limosna de mi mirada.

Recibe un saludo.

Miguel Sanfeliu dijo...

Quedan claras las preferencias literarias de Javier Marías, con gran predominio de monstruos sagrados europeos. Sin embargo, me temo que este equipo sólo tendría alguna posibilidad si les toca Borges (en sus últimos años) como árbitro.

Un saludo.

Pedro (Glup) dijo...

Te leo cada día, sin falta (aunque no comente a veces. Perdóname, mo sé qué decir, gasto mis palabras en gritar al viento).
Me sorprende y gusta tu « Ne me quitte pas / Jacques Brel »
Ah, de portero, Cortazar, que era alto y ágil.
Un beso, Clarice.

José Antonio Galloso dijo...

Pocos son los que logran escaparse del fútbol durante el mundial. Sólo cada cuatro años. Les paso el dato de que en dos blogs peruanos también se han hecho selecciones literarias, ellos son "Moleskine" y "Puente aéreo", los pueden encontrar en blogalaxia literatura.

Besos Clarice

Bohemia dijo...

Si la vida es un balón...Quien pone las reglas del juego???

:o)

Besos reina!

® dijo...

Que tal Clarice, gracias por tus visitas y comentarios; me parece muy atinado tu cierre, además que me gustó mucho, también creo que lo que debemos hacer es olvidarnos del futbol y estar listos para este domingo.

Un abrazo.

Coral dijo...

Clarice, desgraciadamente ya México fué eliminado, ahora como tu espero este domingo hagamos una buena elección por bien de México y no nos dejemos engañar por campañas de limosna.

Hay que trabajar día a día para tener,lograr y llegar hasta donde nos plantiemos, no esperando que el gobierno nos solucione la vida.

Un abrazo y suerte.

Miguel Ángel Muñoz dijo...

Ahora que la selección española acaba de perder su partido, hay que reconocer que la que incluyes en tu entrada es una muy buena selección a tener en cuenta.

Gracias por tu visita. El libro me consta que está distribuido en México, al menos en grandes ciudades.

Nos leemos.
Un abrazo.

Miguel Alejo dijo...

El fútbol, sí; un gol de la vida.

El Serch dijo...

ayyy! Ya Marías me acaba de hacer que casi me desmaye: no me extrañaría que los existencialistas estuvieran en el fut, pero ¿Tomas Mann?, ¿Nabokov?, ¿Yeats? Caray! pos si que está grave el asunto.

Claro, un divertimento. Esas pa mi son bromas macabras.

jeje, no te creas. No me gusta el fut bol, pero juego de vez en cuando a exagerar mi aversión al "deporte del hombre".

Saludos. Llego aquí desde el blog de Romana. Me intrigó y me llamó mucho la atención el título de tu Blog. Excelente!

Saludos desde Ciudad de México.

Sergio

MaleNa dijo...

Me fascina tu post, lleno de ingenio, me encantaria armar una seleccion asi, quiero a Borges, Cortazar, Auster hummmmmm y tantos mas que serian ciento ochenta jugando en una mismo equipo.

Te extraño siempre.

Scuaret dijo...

Que guapa la foto del balón!!!

Dilaca dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Dilaca dijo...

Impresionante equipo. Al menos ya han hecho goles en otros campos.

Margarida V dijo...

yo sigo con el futbol. :)

Luis Rivera dijo...

Clarice: Querría saber el equipo contrario y sobre todo ¿quien sería el árbitro y quienes los dos jueces de línea? Ah, y el entrenador...

El Caminante dijo...

que vaya tu equipo a por la copa!!
suerte,

≈Gr¥§εL≈ dijo...

Al menos el futbol nos ha servido para disfrutar un poquito y dejar de sufrir por las campañas politicas.