sábado, diciembre 17, 2011

Los pies de Cesária Évora


Cesária Évora: 

La tierra regaló tu voz hermosa a un cielo necesitado de otra voz hermosa.
Andaré con los pies descalzos mientras la lluvia se alimenta de tu voz.
Soñaré que estoy en tu Cabo Verde y no me cansaré de cantar: Bésame mucho.


3 comentarios:

Índigo dijo...

La belleza... siempre aquí. Un beso inmenso, Graciela.

Pedro J. Sabalete dijo...

Hace años en una espera en un aeropuerto cubano una vendedora de música bailaba al son de algo que me gustaba bastante y me era desconocido. Resultaba divertido, una vendedora bailando su género, debiera ser tan normal como ver a un frutero comer una naranja.

Así descubrí a Cesária.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Que en paz descanse. Tendremos siempre su voz y seguirá entre nosotros.
Besicos muchos.