lunes, agosto 10, 2009

Preguntas inútiles



¿Cómo se olvida una mirada?

¿Será verdad que el mejor beso es el que no se da?

¿La luna se dará cuenta de su mal comportamiento?

¿Valdrá la pena callar al corazón?

¿Las frases que colecciono me servirán en la vejez?

¿Es la lluvia el silencio?

¿La esperanza es dejar la puerta abierta?

¿A qué suena tu caminar?

¿Engañé al amor o el amor me engañó?

¿Debe existir el reloj?

¿Las campanadas de la iglesia nos salvarán?

¿A dónde irán mis cenizas?

¿Y si me pongo un vestido rojo cantaré como Ana Belén?

¿De qué se alimenta agosto?

¿…?

25 comentarios:

Camille Stein dijo...

quizá inútiles... pero siempre bellas

... lluvia: sonido del silencio...

un beso

moderato_Dos_josef dijo...

Serán inútiles pero yo me las guardo, no me lo parecen tanto!

malditas musas dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
malditas musas dijo...

A esas preguntas sólo son capaces de responder el sonido de la noche y el de la soledad, que es casi el mismo

te dejo mi cariño
musa

Anónimo dijo...

Que lindas preguntas. Me fascino la ultima, especialmente. Agosto debe alimentarse de lluvia y flores, estoy segura. Besos.
Ivania

francisca dijo...

me encantan tus preguntas, Graciela, me las llevo a cuestas para adivinar si tienen respuesta

un beso,

Anónimo dijo...

TODO ESO ES INTENSIDAD PURA..COMO DICE ELY GUERRA..Y LO INTENSO NO SE QUITARÁ JAMÁS...Q HARIA EL MUNDO SIN LOS Q SE ARRIESGAN AGOSTO ME SABE A INTENSIDAD!!

Kety dijo...

Me gusta colecionar frases, aquí he encontrado un buen ramillete.

Un abrazo

Kety dijo...

Rectifico:
coleccionar.

Soledad.B dijo...

Interesantes preguntas,algunas de ellas me las he intentado responder en alguna que otra ocasion y alguna que otra respuesta me daba el silencio de la noche,creo que me preguntare algunas mas en las noches de las que bien has dejado.

Un abrazo.
Soledad.B

(* dijo...

¿Y por qué dos más dos son cuatro?

Y los días de lluvia, ¿por qué lloro?

¿Y por qué es otra la que me mira desde dentro del espejo?

¿Y por qué te sorprendes si no hablo?

¿Y será verdad que cuando muera naceré en otra parte?

Y cuando cae la noche, ¿por qué quiero aprender a bailar tango?

A veces me pasan cosas ya vividas, ¿y por qué?

¿Y por qué no tengo las respuestas?

¿Y por qué tenerlas?

¿Y por qué?

Mateo Bellido Rojas dijo...

Delicada, Graciella.
Tus preguntas son tan inútiles como un pañuelo cuando sólo hay lágrimas...
Esas miradas no se olvidan, quedaron clavadas en el corazón.
El mejor beso es el más deseado justo antes de besar.
Cuando el corazón grita, nadie lo puede callar.
En la vejez todo sirve.
NO, la lluvia es lo contrario, un grito del cielo.
Sí,la esperanza es derribar las puertas.
El amor no engaña, nos engañan.
Sí, el reloj de arena o el de sol.
Ni la iglesia, ni la mezquita, ni la sinagoga, nos salvamos si amamos.
Mis cenizas se confundirán con los restos de otras cenizas.
No te hace falta, tu canto es poesía.
Agosto, de los sueños...de qué si no.
Me lo tomé en serio. Gracias.
Un abrazo.

Cristina dijo...

Agosto se alimenta de tus palabras.

Besos

ángel dijo...

La duda lleva a la certeza de la poesía, esa continuidad sin resolución, más allá que aquella, éstaque nos regalas a quienes pasamos con gusto a leerte.


Saludos...

Bethania dijo...

es difícil/no creo/mmm, ella es inocente/a veces sí,a veces no/sip, te servirán/es ruido bonito/sí/ a taconazos/ se engañaron mutuamente/sí, aunque a veces te controla/no, sólo nos podemos salvar nosotros mismos/a xico, o a donde me lo ordenes/jajaja,clases de canto e igual y sí/de saudade/¿...?

Argénida Romero dijo...

Deja arriesgarme, Clarice:

*No sé olvidan.
*El mejor beso es el que mejor se recuerda.
*Esa muchacha le da par de tres lo que piensen de ella.
*No, no vale la pena.
*Quizás, si. Quizás, no.
*mmm...no lo creo.
*Creo que es cerrar la puerta de atrás y abrir la de adelante.
*El mio? Creo que suena a susurros.
*Nosotros siempre somos los engañados.
*Si
*No
*Díficil saberlo.
*jejej...no creo.
*De nuestras penas y alegrías.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Es precioso hacerse preguntas. Las respuestas llegarán, pero es importante preguntar a la vida, para que ella nos ofrezca respuestas. No concibo el día a día, sin esa ilusión y esa espera que es la respuesta a mis preguntas.
Besicos muchos guapa.

Ontokita dijo...

son mis preguntas de todos los días!

Alyxandria Faderland dijo...

Tengo un vestido rojo, unos cuantos en realidad y segun decia mi madre, no cantaba mal pero hace mucho que no lo hago y mi repertorio era un tanto perdido en el tiempo, cantigas judeo españolas. con una amiga nos complementabamos bien pero nunca grabamos ningun LP En cuanto a tus preguntas, las primeras creo que se las hacen hasta los de madera, o lo sbarcos.

... dijo...

cuantas preguntas... porque sera que nos preguntamos tanto y nos respondemos tan poco?...
yo creo que deberiamos en vez de preocuparnos por las preguntas vivir y solo buscar respuestas...
un beso

Goathemala dijo...

¿Cómo se olvida una mirada?

Con tiempo, siempre con tiempo.

¿Será verdad que el mejor beso es el que no se da?

No. Eso es un tormento que generan los besos que no salen.

¿La luna se dará cuenta de su mal comportamiento?

Nunca debimos fiarnos de quién nos oculta una cara.

¿Valdrá la pena callar al corazón?

No suelen pasar cosas buenas cuando obligamos a un órgano tan antojadizo.

¿Las frases que colecciono me servirán en la vejez?

No, te servirían ahora. Envejecerá tu cuerpo, tu espíritu siempre será joven por alimentarlo de ilusión.

¿Es la lluvia el silencio?

Es la vida pero como es tímida y no lo sabe.

¿La esperanza es dejar la puerta abierta?

Sí, y regar las plantas o conocer el lado por el que saldrá el sol.

¿A qué suena tu caminar?

A madera que cruje.

¿Engañé al amor o el amor me engañó?

Al cabo el resultado suele ser el mismo.

¿Debe existir el reloj?

No, la ONU debiera emitir un comunicado de obligado cumplimiento para dejar de maniatar el tiempo con tan refinados instrumentos de tortura portátiles.

¿Las campanadas de la iglesia nos salvarán?

Nunca pero son esperanza.

¿A dónde irán mis cenizas?

A la tierra, de donde venimos.

¿Y si me pongo un vestido rojo cantaré como Ana Belén?
Estoy convencido.

¿De qué se alimenta agosto?

De las sonrisas de los niños que están de vacaciones.

Veo muy útiles tus preguntas, me pasé un rato ameno respondiéndolas.

Abrazos.

Marcela dijo...

¿Inútiles?
¡No, no! Al contrario.
Esas preguntas son las más útiles del mundo. Somos lo que somos gracias a ellas. Y son hermosas.
Besos.

RECOMENZAR dijo...

Me ha encantado tu blog y tus textos vuelvo pronto y besos

Animeandi del Mar dijo...

Hola Clarice :]!..
inutiles?,no claro que no!.
Creo que responderlas sería algo muy interesante :).
Ma fav es:
"¿A qué suena tú caminar?"

Creo que suena cuando un caballo camina sobre hojas caídas en Otoño,y las aplasta calidamente con su pata,mientras emiten ese crujeante sonido,que hace vibrar ma piel.

Simplemente senciacional Clarice!.
Saludos desde este campo inundado de hojas rojas & cafes,mientras mi semental amigo relincha :)!.

El niño dijo...

El tiempo que pasa ante mi ¿Hacia dónde va?

¿Mi gato Roque sabe que es un gato?

¿Dónde acaba mi potencial y empieza mi pereza?