martes, enero 19, 2010

Las bicicletas de Fernand Léger

Gracias a Pedro Martínez me detuve ante el arte de Fernand Léger. Primero le comenté que no lo conocía y después recordé que en casa tengo un libro. Volver a hojearlo ha sido un placer.

¿Qué pasó conmigo que de repente lo olvidé siendo un artista emblemático?

Fernand Léger tiene una interesante trayectoria artística. Sus manos dejaron un estilo peculiar. He disfrutado mucho las bicicletas acompañando a sus protagonistas.









10 comentarios:

Antiqva dijo...

Siempre me encantó este hombre, y sus creaciones...

Un abrazo, amiga

Pedro dijo...

Muchas gracias, Graciela, lo veremos en directo en París ¿sí?

Camille Stein dijo...

su forma de tratar el color es extraordinaria

... te recomiendo Ballet mécanique, una pequeña joya que realizó en los años veinte...

un beso

Isabel Romana dijo...

¡Con lo que a tí te gustan las bicicletas...! Un abrazo, guapa.

Anónimo dijo...

Que obra tan interesante, muchas gracias por compartirla Clarice. Fui al link del artista y me encante con el apodo de "Hercules alegre" con el que se le conocia. Besitos.
Ivania

LA CASA ENCENDIDA dijo...

La verdad es que son bonitas esas bicicletas, los personajes y ese alegre colorido.

agradecida, te dejo besicos muchos.

Raúl dijo...

Un estilo de lo más impactante. No entiendo mucho de arte, pero si reconozco ciertas influencias, ciertos elementos (denisdades o colores) reconocibles.
No conocía a este artista.

Bohemia dijo...

Creo que un día correras el Giro de Italia, iras con una bicicltea preciosa y...¡como no! con un paraguas...Y seguro que ganas el maillot rosa!!!

Besotes y pedaleos

virgi dijo...

Ya voy entendiendo más lo de tus bicicletas. No sé si aún puedo mandarte alguna...
Un abrazo
(¡cuánto disfruté yo pedaleando entre los 11 y los 14!...el pelo al viento, frías las mejillas, tardes de pueblo entre subidas y bajadas)

marichuy dijo...

Hola

(Llegué desde el blog de GAB Martínez: tu avatar me imantó, pues es uno de mis lienzos favoritos de Marc Chagall).

No conocía la obra de este hombre... qué interesante y original; qué colorido más asombroso. Gracias.

Saludos